Se mueve el mundo gremial: la CGT ratificó el paro y Moyano lanzó el Frente Sindical

Dos de los triunviros de la CGT, Héctor Daer y Carlos Acuña, brindaron una conferencia de prensa en la sede de Azopardo minutos después de que finalizara una reunión de Consejo Directivo en la que se confirmó la convocatoria a la huelga de este martes, la cuarta durante la gestión de Mauricio Macri.
“El paro es para que este Gobierno escuche a los trabajadores y rectifique las políticas económicas que nos trajeron hasta acá”, sostuvo Daer ante los periodistas.
A su vez, el referente del gremio de Sanidad confirmó que no habrá transporte público durante la medida de fuerza: “Son trabajadores al igual que el resto y están adheridos al paro. No habrá colectivos, trenes ni subtes, porque los trabajadores también quieren hacer su reclamo“, señaló.
Al ser consultado sobre las diferencias con los sectores más duros que lideran Hugo y Pablo Moyano, Daer evitó confrontar y sólo hizo referencia a una cuestión de “matices“.
Nosotros estamos en la misma vereda que la totalidad de los trabajadores. La CGT representa al cien por ciento de los trabajadores. Los matices que podemos tener entre dirigentes no van a hacer mella en la postura que tiene le movimiento obrero contra la política de ajuste“, señaló.
Y en alusión a los dirigentes reunidos en Azopardo y a los que compartieron al mismo tiempo el acto en el Microestadio de Ferrocarril Oeste, agregó: “Son trabajadores los que están allá, somos trabajadores los que estamos acá”.
Por su parte, Hugo y Pablo Moyano encabezaron a la misma hora el lanzamiento formal del Frente Sindical Para el Modelo Nacional, el grupo de dirigentes y sindicatos de la CGT más críticos del macrismo (Camioneros, Bancarios, SMATA, Pilotos), donde lanzaron duros discursos contra el Gobierno y también críticas al triunvirato de la CGT y sus sectores más moderados.
Del encuentro participaron los Moyano; Ricardo Pignanelli y Mario Manrique (SMATA); Sergio Palazzo y Eduardo Berrospe (Bancarios); Pablo Biró (Pilotos), Omar Plaini (Canillitas), Miguel Ángel Díaz (UDOCBA), Leandro Fabre (APOPS) y Horacio Valdez (Vidrio), entre otros.
En un documento consensuado, estos dirigentes -que no forman parte de la conducción de la CGT- confirmaron su adhesión al paro general que lanzó la central obrera y también adelantaron la próxima protestas que harán tras esa medida de fuerza: una marcha a la Basílica de Luján el 20 de octubre.
Si bien, tanto en la sede de Azopardo como en Ferro hubo varias coincidencias en las críticas a las políticas del Gobierno, estos sectores no acuerdan en torno a los pasos a seguir, ya que los “combativos” reclaman un “plan de lucha” con mayor cantidad de marchas y huelgas, mientras que los moderados no quieren dinamitar todos los puentes con la Casa Rosada ni ir hacia un conflicto abierto.
“Hay que terminar con las políticas de este gobierno, humildemente, estar aquí presente es comprometerse más por la lucha de los trabajadores”, resaltó Moyano en un claro mensaje a los dirigentes reunidos en Azopardo.
A la vez, en su discurso el camionero sostuvo que el Gobierno está “tratando de doblegarlos” y al respecto advirtió: “Yo le digo a Macri ´No me vas a doblegar Mauricio´. Antes de quitarle un derecho al trabajador, que me quite la vida”.
“Aunque me amenacen a mí o a Pablo (Moyano). Ya lo dijo Pablo: ´Sería un honor que un gobierno gorila como este me lleve preso´.
Y esta es la verdad”, subrayó Moyano en su discurso en el acto del Frente Sindical, una de las estructuras que viene armando en el gremialismo, en medio de sus diferencias con el resto de la CGT, junto a la Multisectorial 21F que incluye además a las dos CTA.
Durante el plenario habló también, Graciela Aleñá, secretaria general del sindicato de Trabajadores Viales (STVyARA), gremio que está en medio de un duro conflicto salarial y con despidos en el área, y afirmó: “Es un orgullo estar acá, estar acompañando a ustedes los trabajadores que son en definitiva los que nos tienen que dar la fuerza a los dirigentes para vencer a este Gobierno y a esta administración oligarca que no respeta a los trabajadores y los desprecia”.
Por otro lado, se leyó un documento en el que exigieron al Gobierno una serie de medidas como “cambio de la política económica”; “defensa de la industria nacional, pymes y las economías regionales”; “regulación de las importaciones”; “recuperación del mercado interno”; “emergencia ocupacional, alimentaria y sanitaria”; “rechazo a la reforma laboral” y “paritarias libres”.
También pidieron “aumento de emergencia del salario mínimo”:
“derogación de la reforma previsional”; “aumento de las jubilaciones, pensiones y las asignaciones de los trabajadores de la economía popular”; “retrotraer las tarifas de los servicios a diciembre de 2017”; “derogación de la reforma tributaria” y “nuevo esquema tributario progresivo”.
Por su parte, el grupo de gremios cegetistas del MASA (Unión Ferroviaria, Peones de Taxis, Luz y Fuerza, APL, Tabaco, Telefónicos, entre otros), que están fuera de la conducción de la central, ratificó su adhesión al paro de este martes mediante un comunicado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Open chat
1
Hola! 👏 En que te podemos ayudar?